jueves, 12 de septiembre de 2013

La Mujer Cacique de los Catriel


Bibiana García, habría nacido probablemente el año 1849. Era hija de  Florencio García, español  y Petrona Flores aborigen. Murió en la localidad de Puelén, Departamento homónimo del Territorio Nacional de la Gobernación de la Pampa Central, el año 1910 .

Siendo aún muy niña, su padre fue muerto mientras participaba en un malón y Bibiana, junto a su hermana Eufemia, fueron llevadas cautivas. Tan fuertemente asimiló las costumbres indígenas, que cuando una partida militar las rescató, ella pidió regresar al lugar dónde se había aquerenciado. Adoptando desde entonces el nombre de Dughu Thayen, que en mapuche significa “cascada rumorosa".

Con el transcurrir del tiempo, Bibiana adquirió una gran reputación entre los suyos y sus dotes de clarividente y sanadora la transformaron en la “Machi" de la tribu. La “Machi" era una mezcla de bruja, vidente, adivina y curandera. Esta función era muy respetada en cualquier campamento indio y no era la excepción dentro de la otrora numerosa tribu catrielera, arraigada por muchos años en los alrededores de la zona de Azul y Olavarría, provincia de Buenos Aires.

 Doña Bibiana tuvo un hijo con el cacique Cipriano Catriel y al morir este (decapitado en noviembre de 1874 en Olavarría por su propio hermano), se casó con Juan Cortés, de cuya unión (según su bisnieta Aidé Cortés), nació su  hijo, Jacinto Cortes, quien se casó en 1915 con Eustaquia Morales.

"Sus datos de filiación se pierden en las brumas del tiempo. Como los indígenas no llevaban registros escritos, para reconstruir vida y genealogía de sus principales referentes se cuenta sólo con los testimonios orales de sus coetáneos, las más de las veces fragmentarios, contradictorios o interesados.

Hecha la salvedad, es probable que Bibiana García haya sido una cautiva cristiana, hija de un aventurero español radicado en el sur bonaerense que fuera asesinado por un malón, ocasión en la cual la niña (muy niña aún) habría sido arrebatada de sus brazos junto a su hermanita e internada en los toldos mapuches. Siguiendo esta hipótesis, parece ser que, si bien años después la huérfana fue rescatada por el Ejército, la ya por entonces mujer prefirió regresar al asentamiento donde había transcurrido su niñez. Otra versión no menos atendible sostiene que la cacica, india de pura raza, se llamaba Duguthayen y que era pariente directa de los Catriel, por varias generaciones soberanos de la comunidad indígena con asiento permanente en Azul, Olavarría y General Lamadrid."

Doña Bibiana, al centro,  engalanada con sus alhajas autóctonas, acompañada de su hijo y otros familiares y mujeres de la Tribu

"Según la tradición oral, la última cacique actuante en el seno de la mayoría de la tribu, localizada por el río Negro, fue una mujer a quien la misma fuente le asigna condición  mestiza de india y blanco, nacida en Azul, llamada Bibiana García. Vivió con la tribu durante algún tiempo por campos del actual partido de General Lamadrid."

"No era la primera vez que una mujer ocupa un lugar importante en una tribu pampa, pues P.A. García trae el recuerdo de dos mujeres también significativas, las esposas de los caciques Antiguan y Lincon, además se debe recordar lo dicho con respecto a Luisa la mujer de Cañiuquir."

"Bibiana García, tuvo una suerte de vicecacica en la figura de Rosa Nicupil, además de una especie de jefe de inteligencia, en la figura de un indio, de nombre Huaifil. Benígar, recordemos, casado con una Catriel, nos dice: después de la muerte de Ramón Lucio, el adivino o cabecilla religioso de los catrieleros, adquirió un ascendiente poderoso la adivina o reina, como la llamaban Viviana García, por nombre indígena Duguthayen... consignó ella, después de haberse prestado a la indiscreta curiosidad porteña, en dos viajes que al efecto hizo a la Capital Federal, la creación de la Colonia Catriel para los indígenas allegados a ella. Valióse para ese fin de las influencias del general Bartolomé Mitre."

"En una revista de Buenos Aires, con el título de Indios en Buenos Aires, se la mencionaba diciendo:... machi o hechicera de los indios azuleños, restos de la tribu de Catriel errantes por el Río Negro, que tienen invencible repugnancia en vadear hacia el sur". Prosigue la nota: "ofrece la curiosidad de que, sin fuerzas de hombre y sin encanto de mujer, se haga obedecer de 900 indios fortachos y grandes como ranchos, débilmente auxiliada en la tarea gubernativa por su marido que ejerce una autoridad refleja, viniendo a ser algo así como un rey consorte".

"Bibiana García la reina de los catrieleros que no habían regresado a su pago del Azul, consigue arrancarle al Presidente de la Nación, general Julio Argentino Roca un decreto fechado el 19 de junio de 1899, refrendado por el ministro de agricultura, ingeniero Emilio Frers, mediante el cual se crean dos colonias pastoriles. Una enclavada en las nacientes del río Valcheta, Departamento de 25 de Mayo, y la segunda Catriel en el departamento General Roca, sobre el río Colorado, ambas en la actual provincia de Río Negro."

"Resaltamos que en los fundamentos se destaca que es dictado atento los informes... en el expediente iniciado...por Bibiana García, a nombre de numerosos indígenas. El gobierno de la tribu por Bibiana García se extiendo hasta 1910, hasta que en ocasión de asistir a un parlamento convocado por el cacique Baigorria, en el cerro Tralma, departamento de Puelén, provincia de La Pampa, no muy lejos de donde vivían los catrieleros, fallece la última autoridad conocida y reconocida por la tribu que hemos historiado."

Doña Bibiana falleció imprevistamente en la casa de su sobrino Pedro Morales un 30 de noviembre del año 1910, en un campo en Puelén, lugar donde aún viven sus descendientes. Tenía por entonces alrededor de 61 años de edad.

Ella es un antecedente practicamente único de lo que puede alcanzar una mujer, conviviendo dentro de un sistema patriarcal, impregnado de fuerte contenido machista existente en la política del huinca. Evidentemente para lograr alcanzar que se la reconociese dentro de la tribu, donde también existía un alto grado de machismo, dado que la mujer aborigen tenía tareas muy secundarias, ha debido exhibir una personalidad  subyugante, atrayente y totalmente cautivante desde lo espiritual.

Habrá sido además perseverante y munida de fuertes convicciones para hacer valer sus argumentos en los parlamentos y reuniones con los suyos y también con los funcionarios de Tierras Fiscales del Estado Nacional. Llegar a ser reconocida Lonko, el cargo similar a gobernador dentro de los huincas, demuestra que logró ser justa en sus decisiones, respetada por los hombres y amada por las mujeres a las que supo conducir con sabiduría, para mantener unida, hasta sus últimos días, a la tribu que condujo.

Sin lugar a dudas que "Cascada Rumorosa" supo,  con sabiduría, defender el derecho a la tierra que les pertenecía a sus ancestros desde antes que llegaran los españoles. Supo advertir que solo la unión es capaz de lograr la fuerza necesaria para alcanzar la meta final. Fue una verdadera defensora del pueblo aborígen y una adelantada de lo que estableció la Constitución Nacional en la reforma del año 1994: "Reconocer la preexistencia étnica y cultural de los pueblos indígenas argentinos" (C.N.art.75 inc.17º).

BIBLIOGRAFIA Y FUENTES.
Alberto Sarramone, "Catriel y los indios pampas de Buenos Aires" Editorial Biblos Azul, editado en Azul Provincia de Buenos Aires, Argentina 1993
-Catrielayer.blogspot.com.ar
-www.infoeme.com.ar
-historiasdeolavarria.blogspot.com.ar
-Diario Rio Negro edición 20 de junio 2011

4 comentarios:

  1. EXCELENTE COMENTARIO DE NUESTROS ANCESTROS, FELICITACIONES DE ESTA FORMA CONOCEREMOS LAS VERDADES DE NUESTRA HISTORIA.MONS.++LUIS CASTRO.-

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por vuestros comentarios.

    ResponderEliminar
  3. Muy lindo articulo.
    Estoy cursando historia en la UBA,tratando de armar un trabajo sobre las MACHIS.
    Podríamos enriquecer un poco de la descripción de lo que es una MACHI. Se podría decir, que son guías espirituales y políticas de sus comunidades.

    ResponderEliminar

http://luisroldan.blogspot.com.ar
“Sin comentarios, un blog no es un blog”:
Por favor si desea que me contacte con Ud. no olvide dejar su e-mail.
Los comentarios son fundamentales y una de las más importantes razones de ser de un blog como este, ya que en ocasiones llevan a descubrir información muy interesante además de la que uno mismo conoce. Los comentarios son la inspiración e incentivo para seguir escribiendo e investigando. Los agradezco y valoro muchísimo, por ello los animo a que sigan comentando y/o criticando.
No se publicarán comentarios cuya temática no tenga nada que ver con el artículo que has leído, ni mensajes que sólo tengan como interés hacer publicidad, o que contengan ataques o insultos de cualquier tipo.
Muchas gracias y esperamos su visita nuevamente!

Related Posts with Thumbnails